Archivo de la categoría: laboratorio 3.0

Ciclo 04 S02: Materialidades oblicuas en Hong Kong

tres-hk01_1751Como si se tratara de una distopía a tan solo unos miles de kilómetros, el relato visual de Ilana Boltvinik y Rodrigo Viñas toma cuerpo en las calles y playas de Hong Kong. Todo muy estrecho, muy apretadito, en una hipertrofia de lo humano y sus desechos que pone a convivir en espacios muy limitados lo que en otros lugares se dispersa lo suficiente como para que pueda invisibilizarse por una cuestión de distancia.

Hong Kong aparece así, en la fotografía del Colectivo TRES, como una suerte de futuro que ya está aquí, donde las fronteras entre el desecho y lo todavía útil se difuminan en una geografía abigarrada y orgánica, que como en cualquier otra ubicación tropical tiende a la concupiscencia y la pudrición en un ciclo acelerado de deposiciones.

Presentación de "Materialidades oblicuas"
Presentación de “Materialidades oblicuas”

El centro de atención del proyecto de TRES no son las conclusiones de una investigación en perpetuo tránsito, sino la sugerencia de un fenómeno infinito en tiempo y extensión, un fenómeno trascendente que amenaza con voltear las fases del ciclo: primero la basura, después todo lo demás (que nace de ella, que procede de ella, que se alimenta, respira  y se baña en ella).  De ahí la importancia de la lógica visual y sus analogías, que es el modo de recorrer este espacio sin fronteras definidas.

sunkist-can-dummy-final_2400El eje de nuestro encuentro consistió en la descripción de un proyecto de investigación que debe trazar sus propios mapas y abrirse camino por un territorio inabarcable: ¿por dónde comenzar?,  Hong Kong aparece así como espacio sintomático de un proceso global.

En esta entrevista del programa de radio “Las particulas elementales, producido por la Universidad del Claustro de Sor Juana y conducido por Elvira Liceaga, puedes conocer de primera mano las Materialidades oblicuas de las que hablamos en el pasado encuentro de nuestro Laboratorio 3.0.

Ciclo 04 S01: Con Amador Fernández-Savater

El proximo 14 de septiembre (12 a.m,  sala de cine) nos visitará Amador Fernández-Savater, con quien desarrollaremos el conversatorio Pensamiento, política y afectos, en torno a algunos de los temas que han ocupado su reflexión en los últimos años:  los lenguajes de los movimientos sociales, la participación ciudadana o la política de los afectos como nuevos cauces de movilización y cambio social.

oaxaca_ediima20150123_0361_5

Dentro de las cartografías urbanas que recorremos en el Laboratorio 3.0, nos interesa la perspectiva de Amador en tanto configuradora de nuevas geografías políticas menos determinadas  por las posiciones “fuertes” (lugares físicos, relaciones centro-periferia, posiciones ideológicas preestablecidas), que por sus componentes rizomáticos, configuraciones flexibles en torno a vínculos menos evidentes: sensibilidades, lenguajes,  cuestionamientos, redes de comunicación y diálogo, capaces de mayor adaptabilidad a los retos sociales concretos.

Recuperamos así una singular “psicogeografía” distribuida por el espacio físico y el digital, cuya posibilidad de intervención parte del cuestionamiento o la resignificación de ciertos conceptos establecidos: ¿cómo pensar la representación y la participación ciudadana?, ¿cómo enriquecer el debate público?, ¿de qué manera reafirmar nuestros derechos al margen de las instituciones?, ¿cómo repensar el espacio democrático?

En esta próxima sesión transitaremos por estas preguntas, ayudados por algunas de los trabajos recientemente publicados por nuestro invitado. A continuación se ofrece una selección de ellos:

Bibliografía:

Ciclo 03 S01: Acta informal

Para el encuentro “Transitar la ciudad” contamos con la voz y la mirada de Ana Álvarez, creadora de Citámbulos, e Iván de la Lanza, director de Cultura, Diseño e Infraestructura ciclista de SEDEMA.

thumbnail_20160525_142009

La sesión estuvo dividida en dos partes. En la primera de ellas nuestros invitados nos compartieron sus experiencias de investigación y trabajo con la ciudad a partir de las siguientes preguntas rectoras: ¿Qué preguntas se hacen para trabajar con la ciudad? ¿Cómo interactúan con los diferentes actores que intervienen en sus acercamientos? y ¿Cuáles son las diferencias entre lo que pensamos que es la ciudad y lo que realmente sucede en ella?

Desde su experiencia en Citámbulos, Ana Álvarez nos compartió su propuesta de tránsito por la ciudad: una invitación a poner en paréntesis nuestra experiencia mecanizada  y emprender una apropiación consciente, modificando la mirada sobre el espacio que ocupamos día a día. No se trata sólo de transitar la ciudad, sino de “leerla” con todos los sentidos, así como convocar nuevas experiencias perceptivas y reflexivas que produzcan un recorrido creativo y compartido. Tal fusión con el entorno, insistió, también nos compromete con una dimensión política de la ciudad: la experiencia urbana sería un modo de ejercer la democracia al habitar y dotar de contenido el espacio público.

Por su parte, Iván de la Lanza hizo hincapié en los nuevos paradigmas de movilidad y uso del espacio público que deben ganar terreno en la ciudad, con la bicicleta como uno de los síntomas de las transformaciones deseables. La noción de tránsito se convierte así en un escaparate de nuestra noción de comunidad, además de una invitación a modificar conductas y derribar barreras de diálogo y acceso igualitario al espacio público. Desde su mirada integral a las redes de movilidad de la ciudad, Iván propuso que un tránsito fluido y amable con el entorno genera, a su vez, entornos amables y recuperados para la práctica de la ciudadanía.

portada-catalogo

La segunda parte del encuentro transcurrió como un conversatorio con el público asistente  organizado en torno a tres ejes:

a. ¿De qué herramientas echas mano para estudiar y acercarte a la ciudad?

b.  ¿Qué noción de ciudadanía generan los diferentes tránsitos y formas de movilidad?

c.  Lo común y la comunidad: ¿Cómo hacer ciudad?

A partir de ellos reflexionamos en torno al espacio público como un espacio atravesado por la palabra, es decir, de diálogo transversal, que además es portavoz de las dinámicas que rigen sobre la comunidad que lo habita.  Un diálogo que se materializa, además, en los diferentes objetos que lo transitan, ya sea nuestro propio cuerpo, o las patinetas, bicicletas, coches o transportes públicos que utilizamos, todos ellos capaces de entablar una comunicación entre sí y a su vez trasladar mensajes diversos. En este sentido, el modo de desplazarse genera también miradas particulares y propuestas de vida en común, también su negación.

image14En definitiva, se trata de generar cohesión ciudadana  implementando nuevas relaciones con nuestro entorno, algo que pasa tanto por una modificación de hábitos cotidianos como por una mejora en las estructuras urbanas. El proceso, sin duda, es sinérgico, entendiendo que ambas dinámicas colaboran entre sí o, al contrario, pueden producir procesos de anomia. De aquí que  pensáramos como “revolucionarias”, o propias de una determinada postura cívica, ciertas batallas del día a día por formas de conducta que implican una transformación del espacio público hacia fórmulas de comunicación y respeto mutuo.

Ciclo 03 S01: Transitar la ciudad

El próximo 25 de mayo, a las 13.30 hrs (sala de cine, Universidad del Claustro de Sor Juana), tendrá lugar nuestra primera sesión del tercer ciclo del Laboratorio 3.0, dedicada a los “Tránsitos urbanos”. Para ello, nos visitarán Ana Álvarez, creadora de Citámbulos y una de las miradas más interesantes sobre la Ciudad de México, así como Iván de la Lanza,  director de Cultura, Diseño e Infraestructura ciclista de SEDEMA.

mexico-trafico_1422_1

Con ellos exploraremos nuevas visiones sobre la ciudad, problematizando el espacio público desde la propia experiencia en la metrópoli. La forma de desplazarnos por ella nos servirá como punto de arranque para reflexionar sobre las perspectivas que adoptamos, las formas de apropiación o las nociones de ciudadanía que se desarrollan.

La entrada es pública y gratuita.

Ciclo 02 s04. Dark City: vínculos y problemáticas teóricas

Para la cuarta sesión del Laboratorio 3.0 dirigiremos la discusión sobre Dark City en torno a los siguientes ejes:

Eje 1:  Representación

dark-city-aliens

Como ocurre en la película, podemos pensar en nuestro universo material y simbólico como un flujo en continua reconfiguración, donde la representación se impone al objeto y, en el caso específico de la ciudad, esta adopta multitud de caras de maneras más o menos estratégicas o improvisadas.

Eje 2: Poder

Hablamos de cuerpos reprogramables dentro de escenarios reprogramables que nos empujan a interrogarnos quién posee las claves de tal reprogramación: ¿el poder necesariamente es un otro distópico, como sucede en la película, o sus canales pertenecen también a un orden del lenguaje sin principio ni fin?

face_darkcity_1082422762Eje 3: Espacio

Lo que sí parece alejado de dudas es que el control espacial, como ocurre en casi todas las distopías cinematográficas, desde el Show de Truman (P. Weir, 1998) a The Matrix (Wachowski br, 1999), películas muy cercanas a Dark City,  garantiza el control social e incluso el control de la identidad de los individuos que componen ese entramado. A este respecto, estas distopías proponen una radical oposición entre el espacio sustraido, lo “real” sustraido, normalmente en sombra, frente al ensueño de un espacio público vivo y activo, identificado con la ciudad vibrante o con la comunión del hombre y la naturaleza.  Podríamos aquí cuestionar si, efectivamente, lo real debería identificarse con una cierta imagen de armonía, el ensueño de una reunión del hombre con el espacio, mientras el artificio, la reprogramación (o lo virtual), debiera asociarse con un univeso empobrecido, homogéneo y finalmente sórdido.

Ciclo 02: Cuerpo y ciudad: obsolescencia programada

exmachinaEl segundo ciclo del Laboratorio 3.0 se constituye como un espacio colaborativo entre la comunidad universitaria de la UCSJ y los Integrantes del Laboratorio Permanente de Investigación del Centro Multimedia en el CENART. Esta colaboración está diseñada para complejizar las perspectivas críticas sobre cuerpo, ciudad y tecnología desde saberes disciplinares distintos, además de abrir el debate al público general interesado en estos tópicos.

La tecnología digital ha propiciado el surgimiento de un modelo de humano que no puede pensarse desligado de su identidad ciborg. Los avances tecnológicos interactúan con el ser biológico, controlan sus ritmos de vida, analizan sus variables de comportamiento hasta generar cuerpos que se autoconsumen y reciclan, dentro de un contexto económico y social en el que el manejo de Big data revela y se combina con la biopolítica desde hace algunas décadas. El fenómeno se refleja también en el cuerpo de la ciudad como gran escaparate de un posthumanismo que, en su caso, se reproduce a través de la privatización y espectacularización del espacio público, el uso de arquitecturas defensivas o la gentrificación y la migración a la dimensión virtual de la vida y espacio urbano. Al modo de las estrategias comerciales de una marca, la ciudad se ofrece así como un producto de uso y reemplazo. Estos serán los detonadores del segundo ciclo de “Laboratorio 3.0”.

Encuentros:

-Miércoles 20 de enero (de 16.00h a 18.00h, Sala de Cine, Universidad del Claustro de Sor Juana)
Proyección y conversatorio: Ex Machina (Alex Garland, 2015. 108 min)

-Miércoles 10 de febrero (de 16.00h a 18.00h, Centro Multimedia, CENART)
Vínculos y problemáticas teóricas derivadas de Ex Machina

-Miércoles 9 de marzo (de 16.00h a 18.00h, Sala de Cine, Universidad del Claustro de Sor Juana)
Proyección y conversatorio. Dark City (Alex Proyas, 1998. 100 min)

-Miércoles 16 marzo (de 16.00h a 18.00h, Centro Multimedia, CENART)
Vínculos y problemáticas teóricas derivadas de Dark City

Ciclo 01S4: acta informal

flowersmiamiintlairportEn el conversatorio que se desarrolló en la cuarta sesión del Laboratorio 3.0 abordamos una multiplicidad de temas a partir de los ejes previstos de lenguaje y representación, el problema de la identidad y la legitimación de la violencia, así como las arquitecturas de la segregación. Partimos de la reflexión suscitada tras la proyección de la película Sector 9 (Neil Blonklamp) en la sesión anterior, si bien la discusión también se internó por asuntos de actualidad como los atentados de París o la crisis de refugiados en Europa.

Al hablar sobre lenguaje y representación cuestionamos los discursos de poder y cómo estos se extienden, desde la noción de hegemonía, por el cuerpo social. Conceptos como otredad, sentido de pertenencia y porosidad de las identidades nos hicieron reflexionar sobre nuestro lugar a uno y otro lado del concepto de “alien“, un término que delimina grados de comprensión que colindan con el debate sobre el “multiculturalismo” (¿hasta dónde estamos dispuestos a entendernos con el otro?), así como el arbitrio de normas o limbos legales.

Por otra parte, cuando hablamos sobre el problema de la identidad y la legitimación de la violencia, reflexionamos sobre la manera en que los mestizajes propios de la globalización han generado un shock entre identidades simbólicas cada vez más mixtas y controles fronterizos cada vez más férreos. Este eje nos condujo hacia el debate de la “identidad económica” en tanto pasaporte global que evita o incrementa fricciones y restricciones en la medida de la capacidad financiera de los grupos y personas.  La identidad del otro también se puede ver bajo la lupa de esquemas económicos, ya sea un turista, un migrante pobre o un inversionista en viaje de negocios.

d9-flower-made-by-wikus Por último, abordamos el tema de las cartografías de la separación. A partir de la idea de “guetos ricos y guetos pobres”, nos encontramos en la clásica paradoja de la jaula de oro, entornos autovigilados que someten a sus integrantes de clase alta a dinámicas carcelarias frente a un otro amenazante que extiende sus dominios por geografías incontroladas.  Los límites se hacen cada vez más finos y paradójicos entre el adentro y el afuera de la vigilancia o las arquitecturas de la segregación. Otro de los ejes de este último punto lo constituyó la justicia ambiental, centrada en las comunidades que se incorporan a los basureros a cielo abierto y sus usos de un espacio por definición insalubre. La planeación de la ciudad no es inocente, así como la delimitación de los espacios fronterizos, la elevación de vallas y muros o la extensión de visas, como el modo en que se concreta una política hacia el otro que nos define también a nosotros.

Ciclo 01 S4: preguntas

Para la cuarta sesión del Laboratorio 3.0 (próximo 25 de noviembre) se desarrollará un conversatorio en torno a las preguntas y temas que surgieron tras la proyección de Sector 9 (Neil Blonklamp). En concreto, proponemos tres ejes sobre los que se articule la conversación.

1. Lenguaje y representación

Illegal-immigration-sign

¿Cómo son los dispositivos de lenguaje que nos vinculan con el otro?, ¿cómo se representa al otro y cuáles son las posibilidades de un verdadero entendimiento? El propio lenguaje está atravesado por elementos que determinan el sistema de inclusiones y exclusiones de cualquier comunidad (en este sentido, nos preguntaremos por el término “alien”), por lo que puede actuar como medio de entendimiento o como muro de incomprensión. ¿Desde dónde traducir al otro?, ¿hasta dónde es posible?, ¿cómo son los protocolos informativos en su representación del otro, y en particular del migrante?

Lecturas recomendadas:

2. El problema de la identidad y la legitimación de la violencia

Muslims_Capitol

¿Cómo se forman las identidades?, en el juego de centralidad y subalternidad, ¿qué factores definen la posición en la que se sitúa a los individuos y sus comunidades de origen? La identidad determina normas morales, aparatos legales y legitima la violencia verbal y coercitiva. Desde este punto de vista, no solo abordaremos el clásico debate de la construcción de identidades subalternas desde la mirada occidental o colonial, sino el modo en que la globalización ha generado nuevas identidades mixtas, o cruces donde el factor económico, el humanitario y el geoestratégico difuminan las fronteras entre nosotros y los otros y redefinen las políticas estatales (y supraestatales) en cada momento. La reciente masacre de París, protagonizada por un comando terrorista compuesto por miembros nacidos en Francia, ha situado en primer plano el debate sobre este juego de las identidades y su relación con las acciones nacionales e internacionales de las principales potencias mundiales.

Lecturas recomendadas:

3.Fronteras, muros y arquitecturas defensivas: cartografías de la separación.

palestinos-tumba-de-Raquel-600x380

Las arquitecturas de la autoridad han extendido las lógicas espaciales de los tradicionales lugares de exclusión como las cárceles a entornos civiles marcados por la vigilancia y la separación. Muros y vallas fronterizas, controles aeroportuarios o arquitecturas defensivas en plazas y calles que castigan ciertos usos del espacio público se han vuelto moneda corriente.  Por otra parte, la “sectorización” también implica una separación “higiénica”, una distribución geográfica y mediambiental en la que los otros (los “aliens”) se ven arrojados a entornos espaciales precarios o insalubres. Se produce, por lo tanto, una división entre lo aséptico y lo no aséptico que autojustifica la segregación.

Lecturas recomendadas: